Skip to content

Camino de Santiago, sobran los motivos

2012 marzo 14

Ya sea por la hospitalidad, por la buena comida, por los paisajes, por la indulgencia plenaria para conocer gente o simplemente por el hecho de pasar unos días fueras de casa a un precio muy asequible, la verdad es que, como decía Sabina, nos sobran los motivos para hacer el Camino de Santiago.

Orreos

He de reconocer que durante mis largas caminatas bajo el sol iba pensando sobre cómo enfocar esta entrada, pero tras recorrer los últimos 120 kilómetros del camino francés, llegué a la conclusión que mi capacidad como escritor no era lo suficientemente buena para describir todo lo vivido, sufrido y a la vez disfrutado durante esos días.

Como estoy completamente seguro de que el día que lleguéiss al Obradoiro y os plantéis ante el Apóstol tendréis la sensación de haber vivido una de las experiencias más grandes de vuestra vida, me gustaría daros una serie de consejos para hacer el camino lo más placentero posible y que además os sirva de empujoncito para poneros en marcha.

Viajando a Galicia

Desde mi punto de vista, la opción avión es la mas cómoda, siempre y cuando sea vuelos directos.

Desgraciadamente desde Cádiz disponemos de pocas opciones. El aeropuerto de Jerez no tiene conexión directa con ninguno de los tres aeropuertos de Galicia. Desde Sevilla nuestras opciones no son mucho mejores. Tenemos solo vuelos directos a Santiago operado por Ryanair y a Vigo a través de Air Nostrum.

Otra opción, utilizada por mucha gente, es desplazarse en coche hasta Galicia y utilizarlo como coche de apoyo durante el camino.

Hospedaje

Como dije anteriormente, el camino de Santiago representa una oportunidad de pasar unos días de vacaciones a un buen precio.

La ruta está repleta de albergues, tanto públicos, en los que normalmente no tendrás que pagar nada por dormir, como privados, con precios que rondan entre los 5-15 €/noche. Desde mi punto de vista, esta última es la mejor opción, ya que permiten (la mayoría) reservar con antelación.

En internet podrás encontrar mucha información sobre los albergues y comparar, aunque si eliges el camino francés y haces noche en Portomarín, ten muy presente el albergue Portosantiago, las instalaciones y el trato que Belén, su dueña, da a los peregrinos son excelentes.

Equipaje

Todos tenemos en la mente la imagen del peregrino con su gran mochila a la espalda. Esa imagen puede cambiar gracias a varias empresas  (caminofacil.net, xacotrans.com, Mochila Express, etc) que por un módico precio, entre 3 y 5€ te recogen la mochila y te la llevan hasta el siguiente albergue.

Dependiendo de la época del año en la que decidas hacer el camino,  la indumentaria cambia. Eso sí, lo que nunca puede faltar en la mochila de un peregrino es, protección solar, mucha agua (sobre todo si haces el camino en temporada baja, ya que encontraras cerrado prácticamente todo), gorra, unas buenas botas de caminar, impermeables a ser posible y rodadas (no se te ocurra ir estrenando botas al camino), ropa transpirable, unos buenos calcetines, y vaselina para evitar roces y ampollas.

Credencial

Podrás conseguir la credencial que tendrás que ir sellando diariamente para conseguir la Compostela en el Obispado de Cádiz (C/Hospital de Mujeres, 26) o en la Asociación Gaditana Jacobea (C/Sopranis, 26).

Peregrinos en el camino

El camino y toda la magia que envuelve, es algo que para llegar a comprenderlo deber ser experimentado por uno mismo. Por eso espero que encuentres tu motivo, prepares la mochila y ¡BUEN CAMINO!