Ni los naranjos huelen a azahar

Como se ha publicado hoy en La Voz, los naranjos de Cádiz no huelen a azahar. Un duro golpe para todo aquel que guste de quedarse con cadaa detalle cofrade. Y es que no hay nada más típico de la Cuaresma, la Semana Santa y las posteriores Glorias que el característico olor a azahar. Una pena que se suma a un hecho algo más grave: Cádiz no cuida sus Glorias.
A lagunos les duele que se diga que en la ciudad existen hermandades de primera y de segunda pero viendo lo que ocurre con estas hermandades no me cabe duda. El propio hermano mayor de Desamparados es claro: ni siquiera las autoridades les visitan en el día de su salida. No hay pregón, ni cartel,… ni ganas. Este año el Consejo ha comenzado a trabajar en ello. Un bonito detalle que alguien escuche a las hermandades. Lástima que sea ya tan tarde…

Domingo de punto y final

Punto y final a la Semana Santa con el Resucitado con una gran procesión con mucho público. Pero dos cosas me impactan sobremanera: la representación cofrade y la actitud de Enrique Arroyo. De lo segundo, no sé de qué me extraño. El director espiritual decidió pasear por la plaza de San Antonio en lugar de acompañar a su cofradía. Lamentable, una vez más.

Resulta increíble que de las 36 hermandades invitadas, tan sólo 6 acudieran a la cita. Es muy triste la falta de solidaridad. Luego todos nos daremos golpes de pecho cuando nos enteremos de los avatares que tiene que sufrir esta hermandad por culta de su director espiritual. Pero, lo cierto, es que con estas actitudes sólo le estamos dando la razón. Las cofradías dejaron el Domingo sola a Columna. Luego vendrán las justificaciones nimias de que la hermandad debe solucionar ella misma su propio cortejo. Eso está claro pero unas nociones de solidaridad no estarían mal. Cuando pongan las túnicas de nazareno para acompañar al Señor muchos dirán que sólo se copia a Sevilla en lo malo ya que no tiene sentido hacer penitencia ante un misterio glorioso. Pues nada, a coger la varilla a echar un cable a Columna…

Sábado Santo de estreno

Felicidad total por la recuperación de una gran jornada cofrade. Sin embargo, siento cierta nostalgia del Santo Entierro de antes. Ese cortejo con pocos penitentes pero solemne y de negro. ¿Qué menos ante la muerte del Señor? Se pudo ver a nazarenos dando cera, un exorno floral en la Virgen bastante… mejorable y una petalada al Yacente al entrar en su barrio. No sé si estaba prevista pero fue bastante lamentable, al igual que el escaso respeto del público en la recogida. Tampoco me terminó de convencer la iluminación eléctrica de la urna, demasiado evidente.

La junta está trabajando mucho y se nota pero deben tener cuidado en los cambios  que realizan en una de las hermandades más antiguas de Cádiz. Enhorabuena a Mascareña por su salida pero no estaría mal que vigilara el decoro del cortejo.

 

Bonito Viernes Santo

Al igual que el Miércoles, es una de mis jornadas favoritas. La verdad es que no logro entender a todos los cofrades que se largan a Sevilla este día. Es una jornada espléndida llena de grandes hermandades y grandes cortejos. Tiene de todo: bulla con Expiración, elegancia con Servitas, centro con el acertado cambio de La Sed y mucho negro con Buena Muerte.

En la noche hubo que soportar de nuevo un parón inexplicable en el hueco que ocupaba Santo Entierro, aproximadamente ¿Para qué perderán tanto tiempo con reuniones de acoplamiento que luego no sirven de nada?

En cualquier caso buena jornada en términos generales. Buen caminar el de expiración con una increíble mejora de Victoria en su paso por Catedral. Elegancia a borbotones con una Servitas que debe vigilar un poco más los detalles de sus penitentes e interesante cambio el de La Sed.

Mención a parte merece el problema con la corona de Mayor Dolor. Una pena y a la vez un detallazo el de Piedad. En cualquier caso, en la hermandad se pusieron muy nerviosos y se notó. El palio por Plaza Mina iba bastante ‘duro’ como se suele decir. En cualquier caso, resultó un cortejo muy cuidado.

Jueves Santo y Madrugada de parones

Penoso y lamentable. Un apoyo a todos los que defienden la desaparición de la Madrugada. El salto entre el Jueves Santo y la Madrugada era tan grande que daba tiempo a ir a Sevilla y volver. No puede ser que ocurran estas cosas cuando se suponen que las hermandades ¿acoplan? Sus cortejos durante semanas. Si a eso le sumas un vientecito gaditano de esos que te hielan hasta las ideas, el resultado es desastroso. Mucha gente se marchó de carrera oficial sin poder aguantar más. Sin embargo, la cosa no quedó ahí. Cuando los vasos de refresco de los que se encontraban en los palcos de Catedral comenzaban a solidificarse, un nuevo parón. “Esto ya no hay quien lo aguante”, era el comentario más escuchado. Servidor optó por refugiarse en la Catedral para esperar al Perdón. No quería marcharme sin verla, pero estuve a punto de hacerlo y mira que soy pesao.

Mientras escuchaba a los compañeros de Punto radio y Canal Sur radio que ya por esas horas estaban a punto de nieve. Una pena que los parones no permitieran a las procesiones calentar los cuerpos de los presentes.

Lo dicho, un alegato a todos los que quieren abandonar la Madrugada. Yo por lo menos así lo considero hasta que alguien no me demuestre que no voy a disfrutar más por ver a Sanidad el Martes Santo sin tener que soportar parones a altas horas y mal ambiente en la calle.

Miércoles Santo esplendoroso

No lo puedo negar. Para mí el Miércoles Santo es uno de los grandes días de nuestra Semana Mayor. Jornada de grandes misterios con el contrapunto solemne de Angustias.

Un año más, Cigarreras y Sentencia demostraron cómo debe moverse un misterio en Cádiz sin estridencias ni gestos extraños. Sobresaliente el caminar de Sentencia, notable muy alto el de Cigarreras. No ocurre lo mismo en sus titulares marianas. Aún les queda por mejorar (sobretodo en el caso de Buen Fin) aunque se agradece el cambio para mejor y el esfuerzo que realizan por ir a más.

Luz y Aguas fue bien, gaditana y mejor que el año pasado, por lo menos a mi humilde entender (y a su paso por San Juan de Dios). En el caso de Caminito, la solemnidad fue su nota característica. Una elegancia en la puesta en la calle y en el público que la presenció en la Alameda pero que luego no se ve reflejado en el paso. Faltan muchas lecciones estéticas para poder sacar todo el partido que tiene la imagen. Parece increíble que en estos tiempos sigan utilizando esos antiestéticos focos para alumbrar el rostro de Angustias. Afean el paso muchísimo. Mejorable es la cruz y el manto no logra convencerme. Un manto corto como los que usa Soledad de Santo Entierro serían mucho mejor. Es una pena que esos detalles desluzcan la restauración de los respiraderos, que están quedando muy bien. En cualquier caso, es una hermandad que dice tanto y tan bueno, que contrarresta lo malo.

Mi Martes Santo

Digo mi Martes Santo porque no hay día de la Semana Santa que no sienta más mío que el tercer día de la Semana Mayor. Ese día procesiona mi Señora y mi Cristo de los Universitarios y para mí no puede ser más especial.

El día de ayer en San Francisco fue redondo, perfecto. No hubo mejor forma de celebrar unas bodas de oro. Fue todo fraternidad, desde hace dos años más franciscana que nunca. Tanto al marcharnos como al volver nos encontramos los rostros sonrientes de los hermanos de Vera-Cruz. Nos ayudaron en la organización del cortejo repartiendo cirios y después haciendo lo contrario en la recogida. Además nos hicieron un regalo precioso. Al llegar a San Francisco, todos alegres por la buena salida nos encontramos a Soledad con toda su candelería encendida. Un verdadero regalo junto a la Señora del Parque, justo delante de ella. Ojalá estos detalles fueran más conocidos por los profanos más que los estrenos o las rencillas existentes.
Lo dicho, para mí una de las mejores salidas desde hace años. Ahora habrá que hacer un balance sosegado. Por pedir: no estaría mal un paso más corto en la Virgen y una Do-Re en el Cristo o por lo menos marchas menos bullangueras. Aunque claro, por pedir, yo también pondría un palio… 

Lunes Santo desacertado

Apareció la lluvia y lo hizo con lo que por desgracia vaticiné: nervios y decisiones desacertadas. Y es incomprensiblemente Vera-Cruz salió a la calle a pesar del tiempo cambiante con chubascos dispersos. Se sabía que el día no era muy fiable y el propio Miguel Morgado lo comprobó. Entre que decidía si salía o no, el parte cambio dos veces. 

La junta decidió salir. Se precipitaron. En Vera-Cruz se hacen las cosas muy bien, pero el Lunes erraron. Con todas las hermandades en casa por miedo a la lluvia (y eso que en ese día hay hermandades muy arrojadas) Vera-Cruz decidió salir y las consecuencias podían haber sido peores.
Los partes cambiaron y en Catedral tuvieron que volverse. Suerte de que sólo fuera un débil chubasco porque si no, no querría ni pensarlo…

Domingo de Ramos

No hay cosa más triste que una hermandad se convierta en protagonista por el mal hacer bajo sus pasos. La cuadrilla de Jesús Cintado levantó muchas expectativas entre ciertos sectores de la prensa cofrade. Decían que La Paz llevaría este año un paso valiente Pero el resultado fue todo lo contrario. 

Desde la primera levantá en el templo carmelitano, lo de Borriquita fue la crónica de una muerte anunciada. Un movimiento que cayó mal sobre el hombro de los cargadores que tuvieron que reajustarse al palo con los consiguientes cabeceos del paso. 
A partir de ahí, el misterio fue un sainete de malas levantás, pasos perdidos o marchas inacabadas (en Catedral hicieron lo mismo con dos marchas). La subida a la rampa denotaba como el peso había vencido a la trasera derecha. Después todo fue a peor y la noche terminó en tragedia.
Tragedia, no por la forma de cargar, que es algo solucionable, si no por lo que ocurrió en la calle Vea Murguía. Ese rincón, sede de la cofradía, que había ido engalanado con tanto amor por los hermanos fue el escenario del accidente.
Las prisas y los nervios hicieron que la manigueta pillase contra una pared el dedo pequeño del contracapataz, Antonio Magarilla. Tan grave fue el asunto que finalmente el accidente acabó con el ingreso de Magarillo y la amputación del miembro. 
Una prueba más que palpable de que las cosas mal hechas pueden tener graves consecuencias. Es algo más que estética. Un fuerte abrazo para Antonio que, a buen seguro, jamás olvidará este Domingo de Ramos.

Con el agua al cuello

Con el agua al cuello o más bien en ciernes. Así es como nos encontramos todos los cofrades a escasos tres días de nuestra Semana Santa. Y es que todos los partes parecen indicar que no nos vamos a poder librar de la lluvia. Los partes más optimistas parecen dejar tranquilos los últimos días de la semana. Pero poco a poco la cosa va ir a peor, tan mal parece pintar que a partir del Lunes Santo la cosa se complica. A partir de ese día la probabilidad aumenta.

Es decir que si no tuviéramos poco con la probabilidad de lluvia, la cosa se complica aún más. Porque los partes dicen chubascos dispersos que en el caso de Cádiz es igual a decir nada y todo. Por tanto, a las hermandades les tocará tomar una difícil situación con un más que probable cielo despejado para que cuando lleven un tiempo en la calle empiece a llover
Así las cosas, esperemos que no se repitan espectáculos lamentables de años pasados como hermandades que deciden de antemano ir sólo hasta la Catedral, comiéndose con papas la Carrera Oficial, extraños capotes, carreras y desorganización. Dice mi abuela “vísteme despacio que no tengo prisa” y la verdad que en estos casos es lo mejor que podrán hacer las hermandades. Las prisas no son buenas consejeras y, ante todo, es importante tener en cuenta que los cofrades somos simples depositarios de un patrimonio antiquísimo que tenemos que conservar para generaciones futuras.
Habrá que tomar nota del Vía Crucis de Oración en el Huerto y su plan alternativo tan bien diseñado. Aunque me da a mí que todavía no nos hemos enterado mucho: La cuenta atrás ya está terminando y me comentan que pocas hermandades han presentado ante el Consejo su plan de agua. Me parece que tengo un ‘deja vû’ y esto ya lo he vivido…  
lavozdigital.es

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.