Skip to content

Teletienda 'La Voz', ¿dígame?

2012 noviembre 22

Entre anuncios de laca, joyas, relojes, pan Bimbo, bollos de la Pantera Rosa, tablets y más laca, pudimos ver un poco del estreno de los directos de ‘La Voz’.  La primera gala de las actuaciones de los esperados equipos de  David Bisbal, Melendi, Malú y Rosario Flores  dio mucho de qué hablar en las redes sociales entre sus seguidores. Mientras Tania Llasera, entre tablets, Smartphone…toda una amplia gama de nuevas tecnologías, no paraba de repetir que el programa estaba siendo ‘trending topic”, las redes se llenaban de comentarios negativos hacia el concurso debido al mal sonido de la gala y a la excesiva publicidad que llevaba el espacio.  

Estamos de acuerdo que la publicidad genera un importante ingreso para cualquier medio a la hora de poder llevar a cabo un proyecto.  Pero lo de anoche, fue brutal. Lo que vimos fue terrorismo publicitario. De las galas en directo, lo que menos importaba ayer de los concursantes era su ‘voz’, sino su imagen. Que ni un pelo se le moviera en su actuación.  Durante los primeros minutos,  mientras Bisbal  estaba hablando, una imagen de  botes de lacas y más lacas se coló. Y esto se repitió durante toda la noche.  Antes de que cada artista subiera al escenario, su peluquera personal le daba el último retoque, eso sí, más laca. Al igual que, cada vez que se daba paso a los vídeo de los concursantes hablando de su experiencia en los ensayos,  parecía que el programa se transformaba en una joyería. Mientras hablaban, los artistas se estaban probando joyas y relojes.  Y por supuesto,  el osito de pan Bimbo que no falte, antes y después de cada bloque publicitario. En definitiva, ayer comenzaron las galas en directo, creo que sí, pero no sé, si eran las galas o los anuncios en directos.

No obstante,  La Voz’ continúa imparable  en la noche de los miércoles. Con o sin publicidad,  es indiscutible que los concursantes están cumpliendo sus sueños pero, ¿están siendo tratados justamente por el formato?  Tan afanados estaban los responsables de ‘La Voz’ con hacer anuncios de calidad, que se olvidaron de hacer una gala en condiciones.  Tanto el presentador como lo coaches, tenían que hablar a gritos. Pero lo peor de todo es que los fallos técnicos enturbiaron a las actuaciones y no dejaron que los concursantes brillaran por su voz.